31/7/12

Sergio

   Nunca pensé que llegase el momento en que mi hijo me dijese mamá quiero que me hagas una sesión de fotos, hasta la semana pasada era imposible hacerle una foto decente, siempre poniendo caras o con las manos por delante y diciendo  FOTOS NO, pero mira por donde ha llegado el día. El jueves por la tarde sesión en casa, le costó un poco, entiendo que la primera vez que posa delante de una cámara y que sea su madre la que este detrás de ella, es un poco complicado, pero lo superamos. Cuando vio las fotos en la pantalla del ordenador no se gustó, intenté explicarle que eso nos pasa a todos las primeras 1000 veces que nos vemos en la pantalla. Yo lo veo guapísimo, es pasión de madre, no puedo evitarlo, que le voy hacer. No cuento más cosas que me va a reñir cuando lea esto, cosas de la adolescencia ( la llevamos como mejor podemos). Ahora me queda convencerle para hacer una sesión en exteriores, poco a poco.....